La financiación de las universidades españolas es muy dispar entre comunidades autónomas y se aleja de los países de la UE

Redacción

Un informe del Observatorio del Sistema Universitario ofrece datos comparativos de la financiación universitaria en las diversas comunidades autónomas y en relación con los países de la OCDE.

imagen La financiación de las universidades españolas es muy dispar entre comunidades autónomas y se aleja de los países de la UE

El Observatorio del Sistema Universitario ha presentado el informe ¿Quién financia la universidad? Comparación entre comunidades autónomas en España, Europa y la OCDE, que ofrece datos comparativos muy recientes sobre la financiación de las universidades públicas en las diversas comunidades autónomas y su evolución en los últimos años, y los pone en relación con los del resto de países de la OCDE.

El informe, elaborado a partir de los datos publicados por el Ministerio de Educación, Cultura y Deportes y la OCDE, pone de manifiesto que ya en 2009, antes de los recortes, la financiación de las universidades públicas era muy dispar entre comunidades autónomas, y no guardaba relación con el número de estudiantes ni con la riqueza de cada comunidad.

2015 es el último año del que se dispone de datos oficiales. En el período 2009-2015, los ingresos totales de las universidades públicas españolas disminuyeron un 20%, ya que el aumento de los ingresos por precios públicos (31%) compensó sólo parcialmente la caída de la financiación pública (-27,7%). La variación de los ingresos por tasas y precios públicos se situó entre el -15,7% de Galicia y el +67,6% de Cataluña. Estas variaciones no respondieron a modificaciones en el número de estudiantes ni a la disminución de la riqueza de cada comunidad autónoma.

Aumentan las desigualdades entre Comunidades Autónomas

En un contexto de financiación menguada, las desigualdades entre CCAA han aumentado, especialmente en lo que se refiere a la financiación pública y a los ingresos por tasas y precios públicos. Concretamente, en 2015, el total de ingresos por estudiante más alto se da en La Rioja (10.000€), que supera en un 54,3% al valor más bajo (Islas Baleares, 6.479€). La financiación pública varía entre los 8.429€ por estudiante del País Vasco y los 4.730€ de la Comunidad de Madrid. Como proporción del PIB, el valor máximo corresponde a Andalucía (0,87%) y el mínimo a Islas Baleares (0,23%).

En cuanto a los ingresos por tasas y precios públicos, el valor mayor se da en Cataluña, con 2.123€ de media por estudiante, que descuella singularmente del resto. Le sigue Madrid (1.715€), también destacada. El importe en Cataluña es más de 2,55 veces el importe mínimo (Galicia, 832€). En relación con el PIB, el estudiantado de la Comunidad Valenciana (0,19%) hace un esfuerzo entre tres y cuatro veces superior al de Illes Balears (0,055%) y el País Vasco (0,053%).

Finalmente, en cuanto a la estructura de los ingresos, el porcentaje de financiación pública en el total de ingresos alcanza su máximo en el País Vasco (84,9%) y su mínimo en Cataluña (60,2%). Le siguen, a cierta distancia, Madrid (65,0%) y Aragón (68,6%). En Cataluña (25,3%) y Madrid (23,6%) los ingresos por precios públicos constituyen un mayor porcentaje del total de ingresos, el menor se da en el País Vasco (8,7%).

Disminuye la financiación pública en la universidad

En 2009, el gasto total por estudiante en las universidades españolas era superior a las medias de la OCDE y la UE21. Desde entonces dichas medias han crecido, pero en España el valor ha disminuido. Como resultado, en 2014 España el gasto por estudiante se sitúa un 16,8% por debajo de la media de la UE22, y un 13,1% por debajo de la media de la OCDE.

España es el sexto país de 28 que gasta una proporción más pequeña de su riqueza en universidades. Esto implica que sólo dos de las CCAA alcanzan la media de la UE22, y sitúa a cinco de ellas por debajo de todos los países de la OCDE.

En cuanto a financiación pública: en 2009, la financiación pública de la enseñanza terciaria era el 1,14% de nuestro PIB, y en 2014 había descendido al 0,96%. En cuanto a ingresos por matrículas: frente a un 15,1% de media de la UE22, en España la proporción de ingresos por matrículas en enseñanza terciaria es del 28,1%, lo que la sitúa por encima de la media. España también supera la media de los países de la OCDE.

Estos datos concuerdan con los que ha ofrecido recientemente la European University Association en el informe 2017 de su Public Funding Observatory, que indica un descenso del 24% en términos reales de la financiación pública de las universidades españolas en el período 2008-2016. De acuerdo con este informe, la financiación pública de las universidades en España ha disminuido más que el PIB, pasando del 0,80% al 0,65%.

Fuente: Comunicación UCM

   Enviar por emailEnviar a un amigo

* Tu email no se mostrará en la página.

Recibe gratis noticias en tu mail
Publicidad

* Tu email no se mostrará en la página.