¿Cómo elegir qué carrera estudiar?

Sofía Riesco

“No sé qué estudiar". “No me gusta la carrera que he escogido". “¿Cómo puedo cambiarme de carrera?" “¿Cómo decidir qué carrera estudiar?" Si te has planteado alguna de estas preguntas, ¡tranquilo! No estás solo. Te ayudamos en tu decisión.

imagen ¿Cómo elegir qué carrera estudiar?

Si estás estudiando 2º de Bachillerato ya conocerás la presión de estar en un curso enfocado a la EBAU y a la difícil decisión de elegir una carrera universitaria. Si no tienes claro qué estudiar o no sabes cómo escoger un Grado, desde Gradomania te ofrecemos un servicio de orientación para ayudarte a aclarar tus dudas. O si quieres cambiarte de carrera y te estás replanteando qué es lo que te gustaría estudiar, este artículo también es para ti.

· ¿Qué es Gradomania Asesora?

Es posible que en tu colegio o instituto cuentes con un orientador u orientadora que tratará de conocer tus intereses para intentar guiarte por el camino que mejor se adapte a ti. Sin embargo, si este servicio se queda corto, siempre puedes recurrir a alguien especializado y que verdaderamente profundice en tus capacidades y tus gustos y los enfoque a la carrera que más se ajuste a ellos.

En Gradomania disponemos de un Servicio de Orientación Universitaria que consiste en una serie de reuniones entre el estudiante, los padres, el equipo de Gradomania y una psicóloga especializada para lograr que el alumno o alumna tome la mejor decisión. En cada una de las sesiones se hacen unos test de capacidades, primero con el interesado, después con los padres -que al fin y al cabo, conocen muy bien a sus hijos-, otra con el equipo de socios especializados en educación superior, y otra con una psicóloga. Con el resultado de todos ellos se hacen las recomendaciones más adecuadas en cada caso.

Por ejemplo, a veces puedes pensar que te gusta algo, como puede ser el dibujo, y por ello querer dedicarte a las Bellas Artes estudiando este Grado. Sin embargo, en ocasiones los test de capacidades muestran que las habilidades del estudiante no son suficientes para alcanzar dicha meta, y sugieren otro camino que tal vez sea mejor para no iniciar una carrera que después lleve a cambiarse a otra titulación.

Esto también es habitual que suceda, ya que muchas veces los estudiantes de segundo de Bachillerato escogen un Grado que no tiene nada que ver con ellos, ya sea por falta de conocimientos, por presión familiar o por descarte. Desde Gradomania Asesora también se enfrentan a estas situaciones, orientando a aquellos jóvenes que han elegido una carrera que no les encanta y se están planteando cambiar. Puedes consultar más información sobre este servicio rellenando el formulario que encontrarás en gradomania.com/orientacion.

· Gradomania Asesora responde

Para que conozcas mejor este servicio, el equipo de Gradomania encargado de las entrevistas personales con los estudiantes responde a una serie de cuestiones para explicarte cuáles son las situaciones más habituales a las que se enfrentan.

¿Cuáles son las dudas más frecuentes entre los estudiantes?
Muchos estudiantes de primero y segundo de Bachillerato no tienen claro qué estudios universitarios elegir. Por una parte tienen dudas de qué tipo de carrera les gustará más y también de qué estudios tienen mejores salidas profesionales. En ocasiones también tienen dudas sobre sus propias capacidades para enfrentarse a una u otra carrera. Por otra parte, el aumento de nuevas titulaciones de grado disponibles para elegir, de dobles grados, y de másteres para completar los estudios, hacen que desconozcan realmente todas las opciones a su alcance.

¿Influye la decisión de los padres?
Está claro que es el estudiante quien debe tomar la decisión final, puesto que tendrá que dedicar toda su ilusión y esfuerzo a sus estudios universitarios para completarlos con éxito, y además iniciar una profesión a la que dedicará la mayor parte de su vida. La misión de los padres es ayudar en esa elección y apoyar al estudiante una vez definido el camino a seguir. No hay que olvidar que los padres serán los que la mayoría de las veces tendrán que hacer el esfuerzo económico que requiere enviar a un hijo o hija a la universidad.

¿Todo el mundo tiene ‘algo’ en lo que es bueno y a lo que puede dedicarse?
Sin duda la respuesta es sí. Lo único que el estudiante debe poner de su parte es la ilusión y el esfuerzo para abordar sus estudios. Hay que tener presente además que aunque hay estudios muy enfocados a una profesión acotada, otras carreras sin embargo permiten seguir rumbos muy diversos, de forma que el estudiante pueda destacar en base a sus cualidades personales.

¿Cuál es el nivel de satisfacción de quienes contratan este servicio? ¿Están contentos con la decisión que toman?
La elección de los estudios superiores provoca en muchas familias una situación de estrés. El poder contar con una orientación externa, neutral, que analizará las capacidades del alumno y sus intereses, junto a un conocimiento en profundidad de la oferta de grado y postgrado, permite al estudiante y sus familias tomar una decisión más certera y dejarles con la tranquilidad de haber hecho una reflexión ordenada y profunda sobre su futuro. Hasta el momento todos los alumnos están siguiendo de forma satisfactoria los estudios que han elegido en base a nuestras recomendaciones.

5 consejos para elegir tus estudios universitarios

Te damos una serie de claves para tomar la decisión sobre qué carrera universitaria estudiar:

1. Conócete: sabemos que con 17 años es muy difícil saber qué quieres hacer en la vida. Tampoco es fácil conocerse a uno mismo, y con la inercia de llevar estudiando toda la vida apenas te paras a pensar qué es lo que realmente te gusta hacer y en qué eres bueno. Pero seguro que a lo largo de tu vida han sucedido cosas o has participado en actividades que verdaderamente has disfrutado y en las que has dado lo mejor de ti mismo.

Párate un momento y piensa qué cosas valoras que son importantes para ti o te resultan más agradables: ¿qué te gusta hacer? ¿En qué ambientes te sientes más cómodo? ¿Eres una persona inquieta? ¿Te gusta viajar? ¿Te resulta fácil concentrarte o todo lo contrario? ¿Eres una persona sociable o estás mejor por tu cuenta? ¿Se te dan bien los idiomas? ¿Te gusta hablar en público o no lo soportas? ¿Eres muy organizado? ¿Te gusta leer? Todas estas preguntas te ayudarán a conocerte un poco mejor.

2. Pregúntate: una de las cuestiones más habituales a las que se enfrentan los jóvenes es si elegir una carrera por vocación o por salidas laborales, es decir, por lo que te gusta hacer o por lo que tiene más ofertas de trabajo. En ambos casos habrá que considerar qué es lo mejor para ti. Tal vez quieras estudiar Medicina pero te desmayas cuando ves sangre, o crees que encontrarás un empleo seguro si estudias Ingeniería Informática, pero al comenzar la carrera sientes que no es lo tuyo.

¿Qué hacer en estos casos? Trata de imaginar qué es lo que querrás hacer cuando acabes la universidad: ¿ayudar a los demás? ¿Llevar una vida tranquila? ¿Ganar dinero? ¿Tener mucho tiempo libre? ¿Sabes hacia dónde te llevará estudiar esta carrera? Intenta resolver estas preguntas para ir aclarando tu mente.

3. Infórmate: cuanto más informado estés sobre un tema o ámbito de conocimiento más capacidad crítica tendrás, y por tanto, mayor capacidad de decisión. Por ejemplo, si te interesa mucho el medio ambiente leerás mucho sobre el tema en distintos sitios. Puedes indagar sobre qué profesionales trabajan en este sector, a qué se dedican, qué han estudiado, dónde realizan sus investigaciones, cuáles son sus demandas, etc. Poco a poco sabrás que hay ciertas carreras que te enseñan todo lo que ellos saben y que hay universidades donde puedes estudiar Grados, como Ciencias Ambientales o Ingeniería Ambiental que te formarán para aportar soluciones.

4. Investiga: si no sabes exactamente de qué podrás trabajar una vez termines el Grado que has escogido, trata de indagar acerca de las salidas laborales del mismo. ¿A qué se dedica un ingeniero? ¿De qué se puede trabajar después de haber estudiado Derecho? ¿Cuántos titulados de Bellas Artes trabajan de lo suyo? ¿En qué especializarse al acabar la carrera? Todas estas cuestiones pueden ser resueltas con una correcta búsqueda.

Por supuesto, consultar los planes de estudio de las titulaciones puede ser de gran ayuda para saber si te ves estudiando esa carrera y hacerte una idea de cuántos alumnos seréis en clase o los profesores que impartirán las asignaturas. También puedes buscar opiniones de antiguos alumnos para saber cómo de satisfechos están con la decisión que tomaron o dónde se encuentran trabajando, o si han seguido otro camino.

5. Escribe: puede parecer muy simple la idea de escribir una lista de pros y contras o de las cosas que se te dan bien, pero es verdaderamente útil verlo por escrito. Apunta también qué universidades - públicas o privadas- te llaman más la atención, cuánto cuesta la matrícula, si podrás solicitar una beca, si tendrás que cambiar de residencia para estudiar, cuáles son tus notas y si te hará media con la EBAU para acceder a la universidad, o los plazos de inscripción en la universidad.

   Enviar por emailEnviar a un amigo

* Tu email no se mostrará en la página.

Recibe gratis noticias en tu mail
Publicidad

* Tu email no se mostrará en la página.